Una emoción 100% compartida 

 

Hacer la Travesía Sagrada Maya de Xcaret requiere de mucho esfuerzo. Es un constante entrenar, remar y nadar durante seis meses. La verdad es que nunca la he hecho sola, siempre he compartido esta experiencia con mi novio, y creo que ha sido lo mejor, porque en los momentos en los que crees que ya no puedes más, ahí está alguien que te alienta a seguir. 

Lo que más me gusta de la Travesía Sagrada Maya es que adquieres superpoderes durante el tiempo que dura. Es como si no tuvieras miedo, estás en constante expectativa de qué reto sigue, de prepararte para superarlo, festejarlo y esperar el siguiente.
 

Experimentar esto en pareja es inigualable. Compartes tus miedos, tus momentos de gloria después de nadar varios metrosy al mismo tiempo compartir los planes del fin de semana donde está como prioridad descansar, por el desgaste físico de la semana.
 Por qué hacer la Travesía Sagrada Maya en pareja fortalece tu relación

No imagino cómo se las arreglan los otros canoeros que también viven la Travesía Sagrada Maya juntos, porque cuando estás entrenando debes estar enfocado por completo. Tienes diferentes compromisos con tu equipo, contigo mismo y con el mar.  

He disfrutado mucho esta edición de la Travesía Sagrada Maya de Xcaret, aún más que la primera vez, porque ahora iba sin miedo y ya conocía qué pasos seguían y qué retos estaban por venir. Saber que puedo con eso y más, lo hizo aún más excitante.  

Otra ventaja de hacerla en equipo con mi pareja, es que no tengo que relatar ni justificar todo lo que vivo o siento durante el proceso, pues va conmigo paso a paso. Además, es emocionante conocer la perspectiva de otra persona que está viviendo exactamente lo mismo que tú, pero desde distinta bancada y con otros ojos.
 

Por qué hacer la Travesía Sagrada Maya en pareja fortalece tu relación

Ceremonia de purificación

La parte difícil de la Travesía Sagrada Maya es cuando de repente te atrapa el cansancio, la flojera el sueño. Tener a tu lado a una persona de apoyo durante ese trayecto es clave; porque ahí es donde descubres a veces tus peores actitudes, la mayoría de tus miedos y también muchas de tus fortalezas. Sabes que esa misma persona que te conoce al cien, no te dejará rendirte y te hará recapacitar cuando quieres saltar de la canoa y regresar a tierra nadando. 

El compromiso de ir juntos es siempre recíproco, porque hay días o momentos en los que tú apoyas a tu pareja para no desistir, y otras veces él te apoya a ti. Es saber que no importa qué pase, ambos estarán para ayudarse, alentarse y animarse uno al otro. 

En lo personal, nuestro pacto más fuerte es siempre recordarnos mutuamente que no importa qué pase, no dejaremos que ninguno pierda su objetivo. Sabemos que en los momentos de más alta tensión, uno o el otro saldrá con sus distintos “demonios” creyendo que puede dejarlo todo, y ahí es cuando debemos ser la fortaleza del otro. 

Por qué hacer la Travesía Sagrada Maya en pareja fortalece tu relación

Agradezco demasiado la compañía de mi novio, contar con su presencia en todo momento, ha hecho que todo sea más fácil, desde entrenar hasta llevar a cabo la rutina. Sin duda, es una parte importante desde el inicio hasta el final. 

Cuando por fin llega el gran día, el momento para el que nos hemos estado preparando estos seis meses, la hora de cruzar remando desde Xcaret hasta Cozumel, tienes con quien compartir la emoción, los nervios, y sobre todo la ansiedad que causan los últimos minutos antes de salir. Esos en los que podrías dudar de ti mismo y querer desistir. 
 

Estar junto a tu pareja en esos momentos sin duda alguna, es inexplicable porque ambos entendemos el porqué de todo. Lo que sentimos, es una emoción 100% compartida. La satisfacción más grande es saber que fuimos y regresamos juntos, que ninguno desistió porque estaba pensando en el otro, en no dejarlo solo, en cumplir la promesa de regresar juntos. 

 

Por qué hacer la Travesía Sagrada Maya en pareja fortalece tu relación

 

También te puede interesar:

Lo que un tumbo puede significar en la Travesía Sagrada Maya 

Conoce la Travesía de los Mensajeros de la Luna